logo puertareal
 
   
 
Catálogo Diseñadores Contacto Información
 
   

La seda pintada

Tejidos

  • Pongé - Es el tejido más utilizado para pintura en seda, por su cualidad de textura lisa y baja densidad, de facil manejo en todas las técnicas. La clasificación por densidad vá del 4 al 16, siendo los más habituales del 5 al 10. El tejido está compuesto por hilos individuales de seda cruda que se tuercen en una sola dirección.
  • Twill – Es un tejido más denso que el pongé, también utilizado para pintura en seda, habitualmente en piezas de mayor dimensión, ya que tiene menos elasticidad y mayor resistencia. El tejido está compuesto por hilos entramados en diagonal
  • Crepe de China – No es muy utilizado para pintar, por la aplicación de las distintas técnicas. Es un tejido muy denso, compuesto de hilos de seda cruda que se enrollan, cruzan y se enrollan nuevamente, lo que genera una gran densidad y caída del tejido.
  • Chifón o Gasa de Seda – Tejido de seda muy liviano y translúcido, el cual presenta restricciones para la aplicación de alguna técnicas.

Técnicas

  • Acuarela – Técnica similar a la de la acuarela sobre papel, en húmedo, seco o seda preparada con antideslizantes, también se utilizan espesantes para evitar la difusión no deseada de los colores.
  • Húmedo sobre húmedo – Con la pieza de seda mojada, se realizan arrugas, pellizcos y/o giros a elección del pintor, y se aplican los tintes de claro a oscuro desde el centro de la arruga hacia el exterior, quedando así la mayor intensidad del color en las zonas más arrugadas, los efectos pueden ser variados, tipos marmolizados, ondas, circulares, etc..
  • Gutta – Es una técnica de delimitación de dibujos o colores, la gutta es un latex natural, que se suministra de dos formas al agua o a la gasolina. Cuando se aplica esta última, tras la fijación del dibujo al vapor no desparace, por lo que se utiliza como líneas del propio dibujo final, delimitando zonas de colores o formando dibujos. La gutta al agua, aplicada al dibujo se puede eliminar lavándolo, por lo que se utiliza para enmascaramientos de determinadas zonas o dibujos.
  • Batik – Se realiza el dibujo con cera, pintando o tiñendo la seda posteriormente, luego se retira la cera, quedando el dibujo en negativo y con textura craquelada debida a las filtraciones que tiene la cera.
  • Sal – La sal absorbe la humedad, por lo que arrastrándola inmediatamente despues de haber aplicado el tinte, genera formas o remolinos según se va secando el tinte por efecto de la sal, se utilizan varios tipos de sal según los efectos que se vayan a pintar.
  • Espesante – Se utiliza como goma de reservas para enmascaramientos, similar a la técnica de gutta al agua. Esta solución también se puede mezclar con los tintes para darles mayor consistencia.

Fijación del dibujo

  • Planchado – Una vez seca la pintura, se plancha por detrás sin vapor, se lava y se vuelve a planchar con la seda húmeda. La pintura no se funde totalmente en el tejido, por lo que aparecen acabados distintos.
  • Al vapor – Con este tipo de fijación la pintura se funde completamente con el tejido. Se enrolla la seda sobre papel o tela de algodón y se aplica el vapor.

Mantenimiento

  • Lavado – La seda pintada se puede lavar a mano, en agua fria o tibia, sin frotar y con jabón neutro. El lavado debe ser ligero y no dejar nunca a remojo.
  • Secado – Lo idóneo es dejar secar al aire horizontalmente, sin escurrir ni retorcer y nunca utilizar secadora.
  • Planchado – Siempre a temperatura media y con la seda un poco húmeda.
  • Almacenaje – No doblar para que las fibras no sufran el pliegue, por lo que si es posible lo mejos es guardarlas enrrolladas.